Esto es lo que tienes que comer para tener una piel radiante

No se trata de aparentar menos edad de la que se tiene, ni de eliminar arrugas o manchas, ni de rejuvenecer, sencillamente solo con una serie de hábitos se puede tener una piel más hidratada, elástica y saludable. Hay nutrientes que incluso pueden prevenir la formación de arrugas, proteger de los efectos del sol y otras inclemencias climatológicas. Lo que comemos influye, y mucho, a la hora de tener una piel radiante y luminosa, como explica la guía«Vitaminas y complementos que alargan la vida»

Estas son algunas de sus recomendaciones para sacar todo el partido a nuestra piel:

1. La piel necesita agua para mantener su elasticidad y funcionar como barrera protectora del frío y el sol. Hay muchas cremas en el mercado enriquecidas con vitaminas A, C, E, minerales y oligoelementos que ayudan a esta hidratación. Sin embargo, existen otras formas de mantener la piel saludable con el aporte de alimentos, líquidos y descansando ocho horas.

Los expertos recomiendan beber entre 2 y 4 litros diarios de agua. Para adquirir este hábito ponga un vaso o una botella junto al ordenador, lleve una botella en su bolso, o en el coche… Aunque hay personas que les resultará demasiado complicado beber tal cantidad de líquido. En estos casos, pueden comer más fruta y verduras. Por ejemplo, se puede sustituir dos vasos de agua en la merienda por una porción de melón, sandia o pera que tienen un alto contenido de agua.Resultado de imagen de mujer tomando agua

2. El aceite de oliva regenera la piel y la protege. Tiene un alto contenido en vitamina E. La dosis recomendada para un adulto son 12 mg al día. También se puede obtener la vitamina E que necesitamos tomando 25 gr de avellanas al día.

3. Los antioxidantes ayudan a la creación de colágeno en la piel. El colágeno es un proteína que segrega fibroblastos, unas células de tejido conjuntivo que forman parte de la piel, músculos, tendones, cartílagos y huesos. A medida que el ser humano envejece la piel va perdiendo esta sustancia. Eso provoca que la piel vaya poco a poco tornándose más flácida.

El colágeno se produce durante el descanso nocturno, por eso es tan importante descansar 8 horas al día. Su mayor enemigo son los radicales libres y el mejor remedio para combatirlos son los antioxidantes, que se producen haciendo ejercicio de forma pautada y regular.

Uno de los mejores antioxidantes es la vitamina C presente en frutas, cítricos, tomate, soja y brócoli .

Imagen relacionada

 

4. Minerales como el selenio, cinc y
cobre
ayudan a combatir los rayos ultravioletas y la contaminación ambiental en nuestra piel.

El selenio está presente en la carne, pescado, cereales integrales, frutos secos, huevos, frutas y verduras. La cantidad diaria recomendada es de 55 mg. Si se ingiere más pueden aparecer problemas de salud.

El cinc es otro de los oligoelementos necesarios. Basta con 10 mg diarios que se pueden ingerir a través de carnes, vísceras, mariscos, pescado, huevos, cereales integrales, leche, queso y legumbres.

El cobre estimula la producción de colágeno y elastina. Se encuentra en el chocolate, nueces, marisco, verduras, fruta y agua potable. Lo necesario es 1,2 mg diarios.

5. Las frutas tropicales tienen un alto contenido en vitamina C y en agua. El plátano, la piña, la papaya… Pero no sólo son frutas para comer, también pueden tener otros usos. Por ejemplo, se puede hacer una mascarilla casera para hidratar y suavizar un cutis de piel seca. Se mezcla un plátano maduro, un huevo y cuatro cucharadas de harina de arroz. Se mezcla y se aplica sobre el rostro limpio. Pasados quince minutos se retira con agua templada.

Comentarios (0)

Escriba un comentario